Contacto English
Registro

Historia Parroquial

Rialto
Fontana

Centro de Rialto

Nuestra Parroquia del Centro de Rialto que antes era la Iglesia de San Tomás Moore fue fundada por el Padre Albert Schwarts en 1961. La primera Misa de esta Iglesia se celebró en la Rectoría del Párroco y después las misas se celebraban en dos salones remodelados de la escuela en la Avenida Riverside en donde después construyeron un Y. W. C. A. Cuando el Padre Daniel O'Callaghan tomó el primer puesto de Párroco de San Tomas Moore en 1961, inmediatamente comenzó a buscar un nuevo lugar para la localidad de la Iglesia. Por lo pronto la Sagrada Misa se celebraba en el Club Campestre Rancho Verde y en la Iglesia Luterana de la Cruz mientras que se esperaba la construcción permanente para el hogar de la Iglesia. En 1965, se compró en la Calle Easton la propiedad actual de la Iglesia. En este nuevo terreno, se construyó un salón que fue consagrado por el Arzobispo Buddy para la celebración de las Misas. En 1968 El Sacerdote Timothy Harnett pasó a ser el segundo Párroco. En aquel entonces, la Iglesia creció rápidamente, y el 22 de diciembre de 1966, los primeros alumnos de la clase de confirmación se confirmaron.

En 1968 se formó un Coro de Adultos bajo la dirección de William Priestly. Después le siguieron la Organización de Jóvenes Católicos (CYO) quienes eran muy activos en ese entonces y cantaban regularmente para las misas del pueblo. Fue en este mismo año (4 de julio de 1968) que tuvo lugar la primera Fiesta Mexicana con el Sr. Manuel de la Vega y Lupe Ross como Presidente Asociado. En 1970 el Padre Thomas Healy entró como tercer Párroco de San Tomás Moore. En 1971 el Arzobispo Maher firmó el contrato para la construcción de la nueva Iglesia. La construcción de la nueva Iglesia Parroquial se terminó en abril de 1972. En 1974 el Padre Richard Waterfall tomó el cargo de cuarto Párroco de la parroquia.

En 1974 la Asociación del Altar, comenzó a patrocinar recepciones funerarias para todas las familias de la parroquia. En 1978 el Padre Thomas Gillespie pasó a ser el quinto Párroco de San Tomás Moore. Para 1980 el primer Concejo Parroquial se formó, y el Arzobispo Phillip Straling ordenó a Tom Brannick como Diácono permanente de la parroquia. En 1981 el Sr, Eileen Rafferty fue nombrado Asistente Pastoral, y el Salón Parroquial fue ampliado con oficinas para ofrecer alojamiento al personal administrativo. Se instaló la estatua de La Santa Virgen María y fue dedicada por el Arzobispo Starling en 1985. El 18 de octubre de 1986 se celebró la Misa de Acción de Gracias para conmemorar el vigésimo quinto aniversario de la Iglesia San Tomas Moore.

Para 1991 San Tomás Moore recibió su sexto párroco, Padre Edward DuBel, CR. Con la llegada y el crecimiento de las familias de habla hispana a el área local de la parroquia, hubo la necesidad de oficiar Misas en Español. Y en 1993 la Iglesia de San Tomás Moore celebró su primera misa en español. Desafortunadamente, en el 2001 la Estatua de la Santa Virgen María fue destrozada pero después, el 5 de mayo fue reemplazada con una nueva durante la celebración del vigésimo primero Te Anual de la Madona. A lo largo de la existencia de la iglesia, la Educación Religiosa, los Ministerios Litúrgicos, y más recientes, los ministerios Hispanos y Filipinos han sido una parte integral de la Parroquia. El séptimo y último párroco de la Iglesia de San Tomás Moore antes de que pasara a ser parte de la parroquial actual, fuel el Padre Timothy Jenejcic. En el 2006, la Iglesia de San Tomás Moore pasó a ser parte de la Iglesia de la Resurrección en Fontana para convertirse después en San Juan XXIII.

Centro de Fontana

La Parroquia de la Resurrección en Fontana se estableció en 1953 cuando la ciudad formaba todavía parte de la Diócesis de San Diego. Ubicada en la parte norte de la ciudad, esta se originó de la parroquia de San José, localizada a una milla en el suroeste. Ambas parroquias, desde entonces y hasta el año 2010, han sido administradas por los sacerdotes y hermanos religiosos de la Congregación de los Resurreccionistas. El padre Clemente Weiss fue el primer párroco de la Iglesia de la Resurrección.

El padre Alberto Kowalczuk, C.R., era el párroco cuando la iglesia actual, con capacidad para 550 personas, se construyó en 1957. Una de sus características más atractivas es una serie de 21 vidrieras. El Padre Kowalczyk también supervisó la apertura de los grados pre-primaria hasta el cuarto grado en la escuela parroquial, La Academia de La Resurrección, quien actualmente recluta como a 200 alumnos.

Para el año 1978, un aumento en la población católica requirió la creación de la nueva Diócesis de San Bernardino a cual pertenecería la iglesia de la Resurrección. Cuando el crecimiento continuó, durante el servicio pastoral del padre Timothy Keppel, C.R., en 1989, se construyó un gran salón parroquial y seis años más tarde se agregaron tres nuevas aulas. La Pascua del año 1990 fue testiga de la celebración de la primer Misa en Español. Actualmente, se ofrecen cuatro misas en inglés y cuatro misas en español todos los fines de semana. También hay una pequeña, pero notable, presencia de Filipinos en nuestra parroquia hoy en día. Un evento importante que reúne a las diversas comunidades de la parroquia es el Festival anual de tres días de verano que se celebra el último fin de semana de Julio. El padre Leonard Krzywda, C.R. era el párroco en aquel entonces cuando la Iglesia de la Resurrección y Santo Tomás Moore se unificaron para pasar a ser San Juan XXIII.